Seleccionar página
Prepara tu salón para las reuniones navideñas

Prepara tu salón para las reuniones navideñas

¿Eres de esas personas que cuando llegan las fiestas navideñas se convierten en el perfecto anfitrión? ¿Es tu hogar punto de encuentro para toda la familia y para los amigos? Ser el anfitrión en ciertas ocasiones es un detalle estupendo, ya que, no hace falta que te muevas de tu casa para celebrar en familia.

Aunque, ser anfitrión requiere que la casa y los muebles estén a la altura de las circunstancias, suficientemente protegidos para evitar que un desgraciado accidente pueda amargarte la experiencia.

Prepara tu sofá para todo tipo de usos

Los sofás pueden ser el centro de una reunión navideña si se trata únicamente de tomar una copa y picar algo con los amigos para desearse felices fiestas. O pueden ser un elemento secundario si la fiesta se celebra en el comedor. De cualquier forma, siempre pasan por ellos muchas personas en un ambiente de fiesta, es este ambiente que favorece que se relajen las precauciones y se pueda derramar el contenido de una copa e incluso que pueda caer algo de comida sobre él.

En estas celebraciones, todo el mundo debería estar igual de relajado y feliz, no preocupado de si su sofá se ha manchado. Por eso, te proponemos algunas fundas ideales para estas fechas, que te ayudarán a olvidarte de tu sofá y centrarte en lo que realmente importa.

  • Funda básica Cora: Disponible para todos los tamaños de sofá, esta funda destaca por su composición 55% poliéster, 30% algodón y 15% elastómero que permite el mejor ajuste con ese toque especial de suavidad que aporta el algodón. Está disponible en una gran cantidad de colores que se pueden combinar con el resto de muebles y elementos decorativos. Pero por ser Navidad, sugerimos el rojo a juego con la decoración propia de estas fechas.
  • Funda práctica Dual Quilt: Ideal si no quieres renunciar a que se vea parte de la tapicería del sofá. Elaborada totalmente en poliéster de alta calidad, esta funda no se arruga y se ve siempre impecable. Te recomendamos cogerla en un tono neutro que combine con la tapicería original y que proteja pero pasando bastante desapercibida.
  • Funda para chaise longue Ulises: 50% Poliéster, 45% algodón y 5% elastómero para esta funda que se ajusta como un guante a tu sofá estilo chaise longue y que hará que todo el mundo pueda usarlo sin miedo a las manchas. Este tipo de sofás, resultan muy tentadores para tumbarse tras una cena larga y copiosa o para poner a dormir a los niños que caen derrotados, todavía con un dulce navideño en la mano. Por eso es tan importante protegerlos. Son los sofás que generalmente más se suelen manchar, por eso, te recomendamos una funda oscura, incluso en un atrevido tono negro, para que resista todo lo que se le eche sin renunciar a la elegancia.

Sillas, elegantes y bien vestidas

Si los sofás son lugar de trasiego, las sillas del comedor no lo son menos. Las fundas cumplen una doble misión fundamental en estos casos. Por un lado, unifican el conjunto, es frecuente que en días así, se usen sillas de diferente procedencia (cocina, estudio, comedor), de esta forma, todas se ven más iguales. Por otro lado, las fundas ayudan a proteger la tapicería de las sillas evitando que las manchas de vino o comida queden impregnadas en la misma.

  • Fundas para sillas con respaldo Cora: A juego con la sugerida anteriormente para el sofá, esta funda integral cubre el respaldo y el asiento de la silla. Puede encontrarse en los mismos colores que la funda para sofá, por lo que se podrían comprar en rojo y tener una preciosa y conjuntada decoración navideña en sala y comedor.
  • Fundas para sillas con respaldo Sucre: En este caso, el modelo tiene una tela muy bonita y original ya que hace un pequeño dibujo que destaca el color elegido. Una funda disponible en colores muy vivos y también en tonos neutros para que puedas jugar con la decoración como más te guste. Nada menos que diez tonos distintos y una gran adaptabilidad gracias a su tejido bielástico que permite que la funda encaje en la mayor parte de las sillas del mercado. Se vende en lote de dos, como la mayoría de modelos de la página.
  • Fundas para sillas sin respaldo Dorian: Ideal para esas sillas cuyo respaldo es de madera o no necesita cubrirse. Se encuentra en packs de dos y de seis unidades, además, su tejido es especialmente mullido y atractivo. Una idea es comprar estas fundas en blanco natural a juego con la mantelería para dar una apariencia especialmente elegante a la mesa.
Cómo decorar una casa estival con mínimo presupuesto

Cómo decorar una casa estival con mínimo presupuesto

Por fin tienes una bonita casa estival, ahora solo queda decorarla para poder disfrutar del verano al cien por cien. Hoy te traemos unos cuantos trucos, que puedes implementar gastando muy poco para que tu vivienda vacacional cuente con un aire veraniego, bonito, moderno y muy agradable. Toma nota de estos consejos y verás como con poco presupuesto para decoración, conseguirás unos cambios perfectos para tener la casa a tu gusto, reflejando tu personalidad en cada una de las habitaciones, de manera que todos os sintáis cómodos en ella y orgullosos de mostrarla a las visitas.

Tu viejo sofá aun puede dar mucho juego

Si hace poco renovaste el sofá de casa, te aconsejamos que lo aproveches de nuevo en tu vivienda de verano. Muchas veces aprovechamos al máximo los muebles porque da pena cambiarlos cuando todavía están bien, aunque ya no nos gusten tanto. Ahora puedes darles una nueva vida en tu casa de verano, coge tu viejo sofá para utilizarlo allí, podrás cambiar el de tu residencia habitual y disfrutar de la comodidad en ambas casas.

Para que se vea totalmente nuevo, solo tendrás que buscar una bonita funda que se adapte a su tamaño y forma, te va a encantar el resultado. Tendrás un asiento cómodo, con el color que tu elijas para tu casa de verano y además, la excusa perfecta para comprar un nuevo mueble en tu domicilio habitual.

Escoge un color a juego con las cortinas y el resto de elementos de la sala de estar de tu casa de verano. Te sugerimos una combinación de blancos y azules que le den a tu sala de estar un aire muy marinero, ideal para este tipo de viviendas. Recuerda que hay muchos tipos de telas en las fundas para sofá de nuestro catálogo. Te recomendamos que elijas aquellas de tejidos más frescos para que sentarse cuando hace calor no sea un problema.

Restaura tus muebles para conseguir un comedor perfecto

¿Todavía estás pensando en qué vas a hacer este verano? Tal vez sea el momento de dar rienda suelta a tus dotes manuales y ponerte a realizar pequeñas restauraciones de muebles. Es una tarea divertida y muy gratificante, al final vas a disfrutar del resultado mucho tiempo y podrás aprovechar los muebles más antiguos en tu decoración.

Por eso, te animamos a que acudas a mercadillos o a páginas de venta de artículos de segunda mano para adquirirlos, aunque tal vez tengas algún mueble viejo por casa. A veces se encuentran verdaderas joyas que con una capa de pintura y barniz serán perfectas para tu espacio. Además los muebles de efecto envejecido, son tendencia decorativa en estos hogares.

Como bien sabes, lo vintage está de moda, una restauración sencilla puede hacer mucho por la decoración de tu hogar. Escoge modelos de líneas sencillas, serán mucho más fáciles de lijar y de tratar posteriormente.

En el caso de las sillas, puedes darles un toque final perfecto con una funda con este truco, las sillas se verán totalmente nuevas. Conseguirás que tus invitados se sientan como si estuvieran estrenando comedor cada vez que van a comer o cenar en tu casa.

Un porche o una terraza muy atractivos gracias a unos antiguos sillones orejeros

Si tu casa estival tiene un pequeño porche o una pequeña terraza cubierta que invita a sentarse por la noche o a desayunar mientras disfrutas de tus bebidas y refrescos favoritos… ¡Dale un aire más atractivo y personal!

Incluye en este espacio un par de sofás orejeros antiguos renovados totalmente gracias a las fundas de sillón. Encuentra las mejores opciones en tejido de hogar para decidir el color y el formato que más combina con el espacio.

Muchas veces, tenemos estos sofás y no sabemos muy bien donde situarlos cuando queremos hacer un cambio de decoración. Si es tu caso, el de algún familiar o un amigo, no dudes en “adoptar” sus orejeros para convertirlos en el toque especial y atractivo que necesita el espacio de tu casa estival.

Puedes escoger unas fundas en un tono clásico para que parezca que el tiempo se haya detenido en este espacio. Decora la zona con velas o candiles como los de principios de siglo XX. Juega con otros muebles similares para completar tu decoración, como una mesa baja o un revistero. Si te gusta que el espacio sea un más llamativo, coloca fundas en tonos atrevidos y cuelga unas luces de farolillos en el porche para darle un aire moderno, más divertido e incluso festivo.

Pero, lo mejor de todo es que este será un rincón para pocas personas, será el espacio privado que necesitas en tu hogar, perfecto para relajarte, comentar la jornada con tu familia o hacer planes para el día siguiente con tu pareja.

¡Disfruta de tus espacios renovados todo el verano!

Especial colores de temporada (verano)

Especial colores de temporada (verano)

¿Te gustaría saber los colores que se llevan para el textil de hogar en verano? Te contamos cuáles son las tendencias más importantes para que puedas realizar tus compras de final de temporada, apostando por tonos que seguirán de moda el próximo año. Nos quedamos con las cuatro tendencias más fuertes, las que realmente creemos que van a permanecer el año que viene, para conseguir que tus compras de final del verano, sean válidas para las próximas vacaciones.

Te proponemos cambios que no serán permanentes, jugando con el color y favoreciendo que se pueda modificar rápidamente la imagen de la sala de estar o del comedor, de forma económica.

Atrévete con un sofá blanco

El blanco es el color de moda en decoración, ha pasado de ser considerado frío y poco personal a ser todo un icono de modernidad, de luz y de limpieza. Pero comprar un sofá blanco puede ser una complicación, sobre todo si tienes niños o mascotas en casa, incluso si este no es tu caso, estarás siempre pendiente de no manchar la superficie.

Pero si te gusta el blanco hay una solución muy sencilla, te recomendamos que utilices una funda de sofá en blanco, el truco perfecto para convertir tu sofá actual en un sofá blanco. Además, son muy fáciles de quitar y de poner, será muy sencillo lavarla todas las veces que quieras y podrás disfrutar sin problema de tu nuevo sofá blanco con tus peques, tus mascotas o tu solo.

El marfil, una alternativa elegante

Pero si crees que los tonos blancos son ideales porque dan mucha luz, pero no eres muy fan del blanco, porque lo sigues considerando un color demasiado frío… Te proponemos una alternativa elegante a este color, se trata del tono marfil, un clásico que siempre va a estar de moda y que además, encaja a la perfección en cualquier estación del año.

Con una funda de color marfil en tu sofá, conseguirás que tu estancia cuente con más luz y un aspecto más desenfadado, pero con un pequeño punto de calidez que hará que te sientas más a gusto. El marfil también se utiliza en muchos hogares como sustituto del beige claro, debido a la elegancia y a lo bien que combina con el resto de colores que estás utilizando en la decoración de tu hogar.

Este también es el tono perfecto para la funda de las sillas de tu comedor, que pueden ir a juego con el sofá para conseguir un conjunto armonizado. El marfil es ideal porque combina con todos los estilos de mesa de comedor, las fundas para silla se insertan fácilmente, te resultará un aspecto muy cómodo para extraerlas cuando necesites lavarlas o cuando te apetezca cambiar el color de tus sillas.

Colores atrevidos que combinan con tu sofá orejero: rojos y fucsias

Aunque parece que lo que está de moda en decoración del hogar son los tonos suaves y muy discretos, las tendencias actuales también dan su espacio a los amantes de los colores. No sería verano sin la inclusión de los colores en todas las partes de tu casa, desde tu vestuario hasta la funda del sofá.

Los tonos más llamativos también se pueden introducir en el hogar, pero se recomienda hacerlo con medida, sin convertirlos en los protagonistas absolutos de la decoración para no sobrecargar el ambiente. Por eso, te aconsejamos que incluyas una funda en tu sofá orejero para que tus estancias destaquen por el color y el ambiente que se respira.

Si dispones de uno de estos atractivos sillones para lectura o para ver la televisión, cúbrelo con una funda roja, granate o fucsia perfecta para darle más color a la habitación de un modo muy alegre y original. Puedes incluir cojines sobre el sofá, para que este deje de ser una nota discordante o un elemento aislado.

Con las fundas de colores llamativos, conseguirás que tu sofá se convierta en el centro de todas las miradas.

Los verdes, frescos y muy veraniegos

Por supuesto, en este artículo no podíamos dejar de lado el color verde. Si siempre ha sido un color de moda para la decoración, este año ha venido con fuerza, lo hemos visto en azulejos, papeles pintados, muebles… Y, como no podía ser de otro modo, también contamos con él en el campo de los textiles de hogar como fundas de sofá, cortinas, colchas o los tapizados de las sillas.

Los colores verde hierba y los verdes hoja son los más actuales, pero también suelen utilizarse los tonos más verde botella, que han sido tendencia durante el pasado invierno. Es un color perfecto para la funda de tu sofá, combina perfectamente con cojines estampados, con cortinas, con jarrones u otros elementos decorativos.

¡Disfruta decorando tu hogar con los colores que son tendencia!

Claves para decorar tu salón con estilo

Claves para decorar tu salón con estilo

Aquellos que somos más caseros pasamos muchas horas al día en el salón de casa. Allí se puede leer, estudiar con los niños, trabajar o ver la televisión, jugar a juegos de mesa o disfrutar de agradables conversaciones mientras se toma algo. Es el lugar para reunirse con la pareja, con la familia y también con los amigos. Por eso es tan importante dedicar tiempo en decorarlo bien para que resulte acogedor y cómodo.

Vamos a ver algunos trucos clave para que la decoración del salón sea la más adecuada y, sin gastar mucho dinero, tengamos una habitación que sea bonita, moderna y a la vez muy práctica.

Cómo decorar tu sofá

El sofá es el lugar donde más cómodos debemos de sentirnos. Un sofá incómodo es, desde luego, un mal sofá por muy bonito que resulte. Por eso hay que apostar por la comodidad y también por algo muy práctico.

Pocas cosas son tan gratificantes como llegar a casa y tumbarse en el sofá. Y no queremos hacerlo estando pendientes de no rozar la tela, de no manchar el tapizado o de no poder tomar algo mientras vemos nuestro programa preferido por miedo a que pueda caer algo de comida sobre el mueble. Por eso, las fundas son el primer elemento que hará que todo el mundo se sienta a gusto y cómodo en el sofá.

Elegir una funda bonita, con un color que combine bien con el resto de la decoración, hará que no solo sea algo práctico, sino todo un éxito. La funda se puede combinar con un plaid en invierno, que le dará calidez al sofá o con un foulard en verano que hará que se vea más fresco y desenfadado.

Por supuesto, no pueden faltar los cojines, con un tono de fondo a juego con la funda y con estampados que ofrezcan la nota de color y de contraste logrando que todo encaje perfectamente.

El mueble de salón

El mueble del salón ha pasado de ser algo imprescindible en cualquier hogar a ser algo que puede o no formar parte del mismo. Las famosas enciclopedias que decoraban antiguamente todos los hogares ya no son necesarias con Internet y mucha gente a cambiado los libros de papel por los digitales.

novedades en mueble de salón

Por eso, en un salón pequeño se puede prescindir del mueble clásico de salón y darle un estilo muy diferente a esta habitación colgando la tele de la pared y colocando al lado baldas de diferentes materiales o incluso un mueble auxiliar tipo vitrina. Las combinaciones son muy variadas gracias a eliminar esos grandes muebles que tanto ocupaban y que recargaban en exceso el salón.

La zona de comedor

En la zona del comedor la mesa es un elemento importante, pero también lo son las sillas. Si se han utilizado fundas para el sofá lo más adecuado es utilizarlas también para las sillas. Que ambas cosas vayan a juego hace que el espacio se vea más unificado y todo ofrezca un conjunto más integrado y bonito.

fundas para sillas

Elegir una mesa cómoda y adecuada al espacio, que no se vea demasiado pequeña pero tampoco muy grande, será la clave para acertar en la decoración básica de este espacio. Pero también lo será la iluminación ya que es fundamental que esté situada justo en el centro de la mesa o que sean dos puntos, uno en cada extremo de la misma, los que hagan que esta quede como un elemento destacado en la habitación.

Cuando la clave está en el almacenaje

En algunos salones la clave de la decoración está en tener espacio de almacenaje. Si el salón es muy pequeño se recomienda que se coloquen baldas altas, que harán que visualmente no se acorte tanto el espacio y se disponga de sitio para colocar libros y otros objetos.

También se puede crear espacio de almacenaje comprando un sofá que tenga hueco para guardar cosas o una mesa de centro que sea, en realidad, un baúl con un cristal encima. Este tipo de mesas son muy decorativas y en el interior del baúl se pueden guardar multitud de cosas. Además, le dan al salón un toque original y muy llamativo.

Los muebles bajos para la televisión, con una cajonera, son también perfectos para tener espacio de almacenaje y ser, además, muy atractivos visualmente hablando tanto si se quieren colocar en salones de gran tamaño como en otros más pequeños.

Los bancos de obra debajo de las ventanas no solo son detalles muy bonitos y prácticos en un salón grande, sino que se consigue con ellos un espacio de almacenaje amplio y muy atractivo. Bien decorados, con bonitos cojines a juego, pueden ser un lugar perfecto para leer, ya que se tiene disponible toda la luz natural. Quedan especialmente bien cuando se combinan con estores en lugar de cortinas.

Cómo decorar un salón y que parezca como nuevo

Cómo decorar un salón y que parezca como nuevo

Nos encanta cambiar el aire de una habitación, sobre todo cuando se trata del salón. Queremos que todo parezca nuevo cuando renovamos la estancia, pero no siempre podemos permitirnos una redecoración completa.

Y tampoco la necesitamos, porque hay ciertos trucos que te ayudarán a que tu salón se vea totalmente diferente sin tener que hacer prácticamente obras más allá de la imprescindible mano de pintura y de algunos pequeños arreglos.

Adiós a las lámparas y hola a los LED

Cuando decíamos que no habría que hacer prácticamente obras no las descartábamos del todo porque este punto sí que podría precisar de un pequeño trabajo. Hablamos de dejar a un lado las lámparas clásicas y apostar por los LED.

La mejor manera de instalarnos es usando un falso techo para empotrarlos. Quedarán estupendamente y permitirán jugar con la iluminación en los puntos precisos del salón. Este juego será el que consiga que la habitación se vea distinta y que se puedan destacar las zonas que más nos gusten en la misma.

También está muy de moda colocar pequeñas luces led en aquellos lugares donde queramos dar un ambiente más acogedor y agradable como en este ejemplo que os dejamos a continuación:

Además, los LED tienen un consumo realmente bajo por lo que además de ser perfectos para decorar son muy adecuados para la economía del hogar.

Grandes alfombras para darle un aire diferente al suelo

Cuando un suelo se queda anticuado parece que fuera lo único que vemos cuando entramos en la habitación. Nos llama la atención y acaba estropeando cualquier decoración. Pero, ¿cómo podemos disimular esto sin hacer una importante obra? Pues con una alfombra de gran tamaño que cubra la mayor parte del suelo visible.

Se recomienda que estas alfombras tengan un tamaño que permita cubrir totalmente el ancho del sofá y que partiendo de debajo del mismo lleguen hasta el mueble de la tele. Si el salón tuviera un tamaño demasiado grande se puede jugar con la colocación de varias alfombras que además pueden ayudar a crear ambientes distintos.

Para las personas alérgicas existen alfombras de fibras vegetales o de bambú que no producen reacciones, o al menos no tantas ni tan fuertes como las convencionales, ya que no acumulan polvo, son muy fáciles de aspirar y pueden fregarse con agua y limpiador todos los días en caso de ser necesario.

Cambia tus cortinas por modernos estores o elimínalas por completo

Si quieres que tu salón tenga un aspecto muy moderno y actual las cortinas de toda la vida deben de ser sustituidas por unos modernos estores e incluso hoy en día se lleva no tapar la luz absolutamente con nada, sobre todo si las ventanas no son demasiado grandes. Como estas que te mostramos a continuación:

Hay muchos tipos de estores en el mercado, los enrollables son los más prácticos y los paquetto los más elegantes, pero también los más complicados para colgar y descolgar. Tienes también los estores noche y día, muy solicitados ya que los hay en prácticamente todos los colores y regulan la entrada de la luz, por lo que resultan muy cómodos.

Otra forma de cambiar la imagen de un salón, especialmente de uno en el que haya grandes ventanales, es sustituyendo las cortinas por paneles japoneses. Se trata de tiras anchas de tela sujetas a un suporte móvil que permite moverlas para cubrir por completo la ventana o para dejar que entre luz por alguna zona. Son muy modernos, permiten combinar distintos colores y le dan al salón un aspecto muy elegante y renovado.

Renueva tus sofás pero sin cambiar de muebles

Los sofás son los muebles que más se ven en un salón. Son también los que tienen más uso y, por tanto, los que envejecen más rápido. Pero un sofá de buena calidad puede mantener sus cualidades más allá de que la tela que lo recubra pueda estar pasada de moda, se pueda haber rozado con el uso o, simplemente, nos hayamos cansado del tono y queramos variar.

Las fundas para sofá permiten renovar totalmente este mueble sin tener que cambiarlo. Lo pueden cubrir parcialmente o por completo y cambian de manera radical su aspecto, consiguiendo que el sofá se vea totalmente nuevo y diferente. Por supuesto, esto repercute en la forma en la que se va a ver el salón.

Una vez que se cambia la funda del sofá y se escoge una con un tono que combine bien con el resto de los elementos escogidos para la decoración, también hay que cambiar los cojines para que hagan juego. Se puede poner la puntilla usando plaids o fulares para que el sofá se vea mucho más moderno y actual y tenga un aspecto más acogedor.

Especial colores de temporada (invierno)

Especial colores de temporada (invierno)

Vamos a hablar en esta ocasión sobre los colores de temporada para este invierno y sobre la menor manera de combinarlos para conseguir el efecto perfecto en la sala de estar. Todos sabemos ya que gracias a las fundas de sofás es muy fácil conseguir cambiar el aspecto de la sala y lograr que esté siempre a la moda y a lo último en tendencias y no estamos ante una excepción. Como siempre, contamos con los colores de esta temporada para que siempre puedas estar a la última y te damos algunos consejos a cerca de cómo usarlos y qué complementos son los que mejor le sientan.

Por supuesto, lo hacemos sin descuidar toda la gama de tonalidades que nos ofrecen las mejores fundas para que cada persona pueda conseguir el resultado que más le gusta, independientemente de las modas y de las tendencias. Porque en el fondo, lo importante es que todos nos sintamos cómodos en la sala de estar, que tiene que ser esa habitación de la casa que represente el hogar, el tiempo de ocio y los momentos en familia y con los amigos. Es decir, la esencia de la vida en casa y de la convivencia.

 

  • Amarillos y mostazas

 

Solo hay que visitar una tienda de sofás para darse cuenta de que el amarillo, especialmente en sus variedades mostaza, está de máxima actualidad para la sala de estar. El amarillo es un color que, como mínimo, podemos decir que es poco convencional para este tipo de estancias, pero no por eso tiene que rechazarse de primeras. Puede encajar muy bien en salas de estar muy juveniles pensadas para parejas jóvenes o para personas solteras que buscan mucha luz y un aspecto ultramoderno para su casa.

El color mostaza, sin dejar de ser juvenil y moderno, es un poco más convencional y ya lo hemos visto en otras ocasiones en los muebles de la sala de estar, sobre todo en sus versiones más apagadas. Ahora se lleva en tonalidades que dan color y personalidad a la habitación y te animamos a que te atrevas con él. Si te resulta demasiado llamativo puedes usarlo para un sillón en lugar de para el sofá completo y jugar con cojines mostazas para el sofá y en el color del sofá para el sillón a fin de conseguir coordinar ambos muebles.

 

  • Verdes y granates

 

Las primeras intenciones de algunos fabricantes de muebles fue que el verde hoja fuera tendencia en el invierno, pero lo cierto es que no tuvieron un gran éxito hasta el momento con esta tendencia. Siendo uno de los colores favoritos del verano, la gente lo tiene demasiado encasillado y le da más reparo usarlo cuando llega el frío, tal vez porque lo asocian con la frescura. Por eso, el color verde que ha triunfado realmente para este invierno es el botella. Un color muy elegante que queda bien en cualquier sofá o sillón de la casa.

Las tonalidades de rojo vino y granates también son tendencia. En este color están de moda todos los grados de intensidad, desde el rojo sangre hasta el burdeos. Y lo mejor de todo es que cualquiera  de ellos queda perfecto con los verdes que están de moda. Por eso, si quieres una opción atrevida, te invitamos a que combines ambos colores en tu sala de estar. Puedes darle el toque final con una manta de cuadros escoceses en verde o rojo que quedará ideal con este tipo de colores y que le dará a tu sala de estar un aire cálido y hogareño que se agradece mucho cuando llega el frío.

 

  • Marrones y beiges

 

Dos clásicos que vuelven a ser moda. La moda apuesta ahora por los colores tierra y el marrón es uno de los principales. Mucha gente lo quiere porque es un color sufrido, que disimula muy bien las manchas y que permite que los niños jueguen en el sofá sin que se vea sucio a los pocos días. Por eso, las apuestas suelen ir hacia el marrón chocolate, aunque ahora se llevan más los tonos un poco más claros dentro de la gama.

El color beige sigue siendo sufrido si se apuesta por los beige más oscuros, pero da algo más de luminosidad a la sala, algo que se agradece especialmente cuando la habitación es pequeña. Una sala de estar de pequeño tamaño puede verse oscura y apagada si el sofá tiene una funda en marrón chocolate, siendo preferible apostar por un beige. Una buena solución vuelve a ser la combinación de tonos, colocando una funda en tono marrón con los cojines en color beige. Incluso se puede apostar por plaids tejidos de lana en beige, con aspecto de hecho a mano,  que pueden colocarse estratégicamente en el respaldo del sofá o del sillón logrando así romper con el color oscuro y aportar luz