Seleccionar página
Alarga la vida de tus sillones con nuestras fundas

Alarga la vida de tus sillones con nuestras fundas

¿Cuántos años quieres que dure tu sillón? Esos sillones eternos que pasaban de generación en generación forman parte del pasado, un pasado en el que tapizar era más barato que comprar un mueble nuevo y en el que los armazones de los muebles estaban pensados para durar toda la vida.

Pero esto no quiere decir que si encuentras un sillón cómodo y bonito no vayas a intentar que dure el mayor tiempo posible. Uno de los puntos débiles de estos muebles es el tapizado, que si se mancha y se limpia con frecuencia se acaba gastando con rapidez. Además, el roce diario hace que si no es de calidad, tenga marcas en poco tiempo.

Las fundas para sillones son la mejor herramienta para alargar al máximo la vida de los sillones y disfrutar del mueble durante mucho tiempo.

Un sillón nuevo… ¿con una funda?

“Yo no he comprado un sillón para taparlo” Seguramente hayas escuchado esto más de una vez o incluso lo hayas pensado. No se trata de “tapar” un sofá o un sillón, se trata de protegerlo para poder mostrarlo en perfecto estado siempre que se desee. Mantener una tapicería impecable y a la vez usar una sala de estar de forma diaria no es compatible, ya que, con el tiempo, el simple roce de la ropa al sentarse puede acabar causando cierto desgaste.

Las fundas no son simples protectores, también son atractivas. Están fabricadas en telas bonitas que también encontrarás tanto en los colores de moda como en los tonos más clásicos, como los marrones o los beiges. Consigue una sala bonita y práctica para el día a día, cuando te apetezca lucir la tapicería del sillón, se verá impecable, perfecta como el primer día durante mucho tiempo. Algo que agradecerás.

Escoge fundas cálidas de cara al invierno

En Sofundas vas a encontrar telas en muchos colores y también de diferentes materiales y texturas, cubriendo así todas las necesidades y gustos. Algunas son más frescas y resultan muy apropiadas para el verano, otras tienen un toque extra de calidez que las hace ideales para el otoño y el invierno. Además, se pueden completar las fundas con cojines diferentes y con fulares o plaids según la época del año para ayudar a reforzar la sensación que se pretenda dar.

Los colores escogidos para las fundas también suelen variarse dependiendo de la estación del año. En verano los tonos vivos y luminosos como los rosas, los blancos o los crema ayudan a dar frescor a la sala de estar mientras que en invierno las familias prefieren la calidez de los marrones o los grises, tan de moda en las tapicerías originales de sofás de los últimos años. El color debe ir a juego con el conjunto de la sala y, dado que es recomendable tener un par de fundas para poder lavar y reponer, se pueden escoger iguales o en tonos distintos según la predisposición que se tenga a los cambios.

Haz de tu sala el lugar más polivalente de la casa

Tú eliges qué uso quieres darle a tu sillón. Puede ser un lugar para sentarse de manera formal a ver la televisión, leer o charlar o puede ser uno de los espacios más polivalentes de la casa. La mayoría de las familias apuestan por esta última opción y el sillón es el lugar en el que dormir una siesta rápida, en el que hacer los deberes, merendar o incluso, para algunos sirve como espacio para comer cuando se hace a solas.

El sillón también ocupa un lugar en la reunión con los amigos, en donde se comparten risas y confidencias pero también picoteos y bebidas. Puede ser ese espacio de relax en el que tumbarse. Incluso puede ser un improvisado lugar de trabajo en esas noches en las que no queda más remedio que traerse las tareas pendientes al hogar. Cada vez son más las empresas que apuestan por combinar teletrabajo con trabajo presencial y esto hace que la sala de estar se convierta, en algunos hogares, en una improvisada oficina y el sillón en parte de la misma.

Todas estas actividades hacen que el uso del sofá se multiplique. Conseguimos más beneficios de una misma habitación pero también sometemos a los muebles a un un uso mucho más intensivo, lo que hace necesario el protegerlos para evitar un rápido desgaste. El sofá es una de las piezas que se somete a un mayor desgaste y que, por tanto, más necesita de esta protección extra. Con las fundas se le ofrece ese abrigo pero sin perjudicar a la estética de la habitación en absoluto.

Alarga la vida de tus sillones con nuestras fundas

Alarga la vida de tus sillones con nuestras fundas

¿Qué relación tienes con tu sillón favorito? ¿Eres de esas personas que cada día buscan un momento para sentarse y disfrutar de un rato de relax o eres de las que lo reservas para el fin de semana, cuando puedes usarlo en toda su esencia?

Sea cual sea la relación que mantienes con tu sillón y sea cual sea la frecuencia con la que lo disfrutar seguro que tu intención es que dure mucho tiempo y que puedas continuar viviendo esos ratos de sillón por muchos años. Y para eso, las fundas para sillones juegan un papel fundamental.

Por ese motivo ofrecemos una gran variedad de fundas, todas a muy buen precio. Podrás encontrar todos los colores y tamaños que necesitas para que tu elección sea siempre la más acertada. Sigue las instrucciones de la etiqueta y verás como se mantienen impecables durante mucho tiempo.

Ese sillón que ya tiene una historia

¿Has heredado un sillón o lo has adquirido de segunda mano en algún mercadillo? En cualquiera de los dos casos se trata de un sofá con historia, un sofá que ha tenido ya una trayectoria y que seguro que has puesto en tu sala porque te gusta su forma, pero no tanto su tapicería.

Tapizar un sofá es tan caro que en la mayoría de las ocasiones acaba valiendo la pena tirarlo y comprar uno nuevo porque sale más barato. Pero, ¿tirarías algo que te trae recuerdos y que tiene valor emocional? Evidentemente no. Y menos si además es cómodo y te hace disfrutar cuando lo usas.

Las fundas para sillones son perfectas para este tipo de muebles para el hogar. No solo permiten que renovarlos totalmente y darles un aspecto nuevo, pero sin perder la personalidad que le otorga su forma, también permite que el sillón combine con el resto de muebles de la sala. Para esto, por ejemplo, se pueden adquirir fundas iguales para el sillón y para el sofá principal.

En algunos casos, estos sillones con historia tienen una tapicería especial que sí se desea que se vea. Para esto se pueden utilizar fundas prácticas que cubran el asiento y el respaldo dejando ver la esencia del sillón.

El sillón que has elegido para tu hogar

Los sofás son el corazón de la casa pero los sillones pueden ser el lugar especial en el que una persona busca un cierto aislamiento. Si has decidido comprar este tipo de asiento para tu salón o para tu sala de estar querrás que se mantengan en buen estado mucho tiempo y por eso te proponemos diferentes tipos de fundas según el sillón que compres.

  1. Un sillón sencillo. Los “de toda la vida”, sencillos, cómodos y que invitan a descansar y a relajarse, son un clásico que no pasa de moda. Para estos sillones tenemos fundas básicas y también fundas dúplex para que puedas utilizar las que más te gusten.
  2. Un sillón orejero. Estos tienen un punto vintage que sigue seduciendo mucho a las nuevas generaciones, que han decidido echar la vista atrás en cuestión de mobiliario mostrando una predilección por los diseños de otros tiempos. Las fundas especiales para sillones orejeros sentarán muy bien a estos muebles porque se adaptan perfectamente a su forma peculiar.
  3. Un sillón reclinable. Sin duda, los favoritos en la mayoría de las casas porque permiten recostarse, apoyar los pies y disfrutar de una película o de una novela en una postura relajante al máximo. Las fundas para sillones reclinables incluyen fundas para el reposapiés, haciendo que todo encaje.
  4. Un sillón con funciones. Si has escogido un sillón con funciones, es decir, con vibración o con masaje, seguro que estás encantado con tu elección. Pero por muy sibarita que sea tu sofá, o quizás precisamente por ser tan sibarita, no deja de necesitar una funda que lo proteja. Buscan entre nuestros modelos de fundas de sofá el que mejor se adapte a la forma y tamaño de tu nuevo juguete.

Tu isla para cuando necesitas un momento de paz

Los sillones pueden ser una isla de paz. El hecho de que sean individuales hace que se pueda gozar de un espacio propio y un poco independiente. Incluso en una sala con niños jugando es posible aislarse con unos auriculares escuchando música y/o leyendo.

Una isla hay que cuidarla. Debe de ser un espacio cómodo, pero también debe de tener el mejor aspecto y coordinar con todo lo que hay a su alrededor. No puede ser una isla independiente con un aspecto distinto o descuidado. Nuestras fundas te ayudarán a crear un lugar de relax especial, bonito y siempre impecable.

Descubre todas las opciones que tenemos en nuestro catálogo para los diferentes tipos de sillones y disfruta de tu asiento durante muchos años, por muy poco dinero y pudiendo variar tanto como quieras.

Fundas de sofá, la mejor opción para tu familia

Fundas de sofá, la mejor opción para tu familia

Te ofrecemos una gran selección de fundas de sofá baratas porque sabemos que tener tu casa bien conjuntada y que tu sofá tenga su mejor imagen no tiene por qué ser caro. Las mejores fundas pueden tener un precio económico y al alcance de cualquier hogar. Así, todo el mundo podrá disfrutar de su comodidad sin preocuparse por nada, independientemente del tipo de familia que lo use.

En nuestro amplio catálogo puedes encontrar todo tipo de fundas, con diferentes acabados y formas. Por supuesto, en todos los colores para que combinar sea muy fácil y variar el aspecto de tu sofá sea solo una cuestión de minutos.

¿Qué tipo de familia es la tuya?

Hay muchos tipos de familias y muy diferentes. Las hay que tienen niños pequeños a los que les encanta hacer del sofá su centro de juegos. Es el lugar ideal para echarse a merendar aunque se llene de migas y para jugar entre ellos o con los padres. Muchas veces, los niños olvidan quitarse los zapatos o no son conscientes de que no deben de tocar la tela con las manos manchadas. Mientras tus hijos aprenden a tratar con respeto los muebles, déjalos que disfruten de ser niños. De proteger tus sofás se ocupan nuestras fundas baratas con las que podrás mantener siempre la mejor apariencia. Cuando estén sucias, un lavado a máquina y a volver a disfrutar de una tapicería totalmente impecable.

Y lo mismo sucede con las mascotas. Quizás te guste que tu gato o tu perro, los cuales son parte de la familia, se sienten a tu lado a ver la tele o a jugar y recibir algunos mimos. Pero te guste menos el efecto de las uñas sobre los tapizados o sus pelos por todas partes. Con nuestros productos, esto no será un problema porque el sofá estará siempre protegido y aunque olvides cortar las uñas a tu gato o tu perro se suba con las patas sucias, no te costará recuperar el mejor aspecto de tu mueble.

Incluso si todavía no tienes familia y tan solo eres tú o tu pareja y tú, las fundas de sofá siguen siendo una buena idea. Podrás tumbarte a ver una peli sin importarte si el sofá se roza o podrás disfrutar de una pizza el fin de semana viendo tu serie favorita. Y si se apuntan tus amigos y picáis algo, no estarás más pendiente de que nadie tire nada sobre tu sofá que de pasarlo bien y disfrutar del momento.

Y es que de eso se trata en definitiva, de disfrutar cada momento, en cada familia. El sofá es el mueble favorito de todos en la sala de estar y por eso mismo va a ser el que más sufra del uso y del abuso de todos. Protégelo con una funda para sofá barata y de calidad y te olvidarás de sufrir por él.

Fundas de sofá baratas, sea el sofá que sea

Igual que existen muchos tipos de familia también existen muchos tipos de fundas para sofás, a un precio que te sorprenderá. Tenemos por ejemplo, por un lado, aquellas que los cubren por completo, y por otro, aquellas totalmente elásticas y que se adaptan a cualquier forma y diseño.

El último tipo del que hablamos suelen ser las favoritas porque son muy fáciles de poner. Se colocan por encima y se van sometiendo en la zona de los asientos hasta conseguir que se ajusten por completo. Aunque puedes encontrar los modelos dúplex, de dos piezas, una de las cuales ajusta en el sofá y la otra, de manera independiente, en los asientos.

También hay fundas universales que se ajustan en los reposabrazos y que, al no tener el componente elástico, tienen una caída hasta el suelo. Son más elegantes y aunque necesitan un poco más de maña para ajustarlas bien, no son ni mucho menos complicadas.

Y para quienes quieren que la tapicería esté protegida pero se vea, las hay que protegen allí donde más falta hace, permitiendo que se vea el resto de la tapicería. Todo sin olvidar las multiusos, tan socorridas y tan juveniles.

Todas las fundas están disponibles en varios tamaños, entre una y cuatro plazas según el modelo.

Variedad, al mejor precio

Y por eso te invitamos a que transformes tus sofás usando las fundas de nuestro catálogo, al mejor precio. Te sorprenderán no sólo por ser baratas sino por su gran calidad. Tanto que podrás tener varias para cambiar el aspecto de tu sofá según te apetezca, tanto alternándolas en cada lavado como, si lo prefieres, cambiándolas según la estación del año.

Lee las instrucciones de lavado y secado de las fundas y verás cómo podrás disfrutar de ellas durante mucho tiempo. Tu sofá se mantendrá en perfecto estado de revista durante muchos años y tú podrás relajarte y disfrutar del mismo sin ningún tipo de problema.

Y tú ¿ya te has decidido por una de las fundas que te ofrecemos?